14 de Febrero: Amor Otoñal

Hola: El Amor no tiene fronteras, ni límites.  !Pobres los seres que nunca han experimentado esa atracción y sentimiento profundos. Veamos:

Amor Otoñal

Calixto González Betancourt

calixtogb@gmail.com

 

Caminaba en silencio y meditabundo, cuando los vi. No quería interrumpir, mientras la curiosidad se apoderó de mí: Estaban ensimismados uno en el otro. Para ellos el mundo era solo de los dos, sin testigos, sentados en un raído banco, un poco escondido por las ramas de un pequeño árbol, en una tarde que se escapaba sin remedio…

Unas manos temblorosas con las huellas de varias décadas vividas acariciaban a otras manos, no menos marcadas por el tiempo, que   sudaban estremecidas. Los ojos de ella y el brillaban al mirarse, como pequeños luceros hundidos, que los pliegos de la piel trataban de esconder.

Era un acto sublime de pasión mas que otoñal. Miraron desconfiados a su alrededor para confirmar que eran los único dueños del paraíso en aquellos maravillosos instantes.

Un abrazo unió los cuerpos y un beso estaba sellando una de las más bellas escenas reales de amor que yo había presenciado, pero ¡oh! ¡qué fastidio! un estornudo que no pude evitar reveló mi presencia. Como un resorte, se pararon al unísono, asustados y avergonzados.

Miraron con insistencia para descubrir al intruso. Entonces salí de mi escondite, corrí hacia ellos, los besé en sus arrugadas frentes, pedí mil perdones y les rogué que no se avergonzaran por expresar el sentimiento más puro de un ser humano: el amor.

¡Qué se avergüence los que no han amado, pobre de esos seres que nunca experimentaron esa atracción y sentimiento profundo, más allá de las consecuencias: decepcionantes, felices, tristes, edificantes o trágicas.

Hace ya mucho tiempo que presencié aquella linda escena, pero hasta hoy no me atreví a contarla, pues temía que no se interpretara bien mi proceder, pero el hecho fue casual y me resultó muy aleccionador: Amar es lo importante, y la edad nunca debe ser valladar para exteriorizar ese sentimiento que ennoblece al ser humano.

Autor: patria14

Calixto José González Betancourt: Periodista, historiador del deporte y profesor. Trabajo como reportero en el Periódico !ahora! de Holguín, Cuba. Atiendo la temática deportiva. Resido en la Ciudad de Holguín. Mi correo electrónico es: calixtogb@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *